‘La independencia judicial está en peligro’

By marzo 25, 2014 Noticias No Comments
justicia

Una testigo revela el complot que generó la salida de Ana Matilde Gomez. La relación del magistrado José Abel Almengor con el presidente Ricardo Martinelli y el rol de Italo Antinori

2011-03-23 — 12:00:00 AM — Hace un año, Zulay Rodríguez le daba hasta con el banquillo a Ana Matilde Gómez. Era conocida por los duros cuestionamientos hacia la procuradora general, no en vano fue una de las principales integrantes de PAMAGO (Perseguidos por Ana Matilde Gómez). Pero por cosas del destino, los mismos que la acompañaron a perseguir a Gómez la persiguieron a ella. ¿Cuáles fueron las razones? ¿Por qué acabó la luna de miel con José Abel Almengor e Italo Antinori? Hoy ella lo cuenta todo. Anuente de las consecuencias que podrían acarrear sus declaraciones, la ex jueza suplente revela para La Estrella la conspiración de la que nadie quería hablar. 

¿QUÉ RAZONES LA LLEVARON A REVELAR PÚBLICAMENTE LA EXISTENCIA DE PAMAGO ? 

Yo soy víctima de una persecución. Pero si decidí dar esta entrevista es por otra cosa… hay veces que uno se hastía y llega un momento que dices hasta aquí. Yo vengo de una buena familia. Mi papá, Rafael Rodríguez, fue procurador, fue exiliado en 1982; mi mamá fue profesora y está acostumbrada a las luchas magisteriales. Mi papás siempre nos decían ‘nadie se vende en esta casa’. A mi papa lo perdí dos años. Los militares le pusieron una pistola en la sien para que no investigara lo de la Caja de Seguro Social en aquel entonces. Y esta lucha que yo he visto en mi casa se queda muy dentro del corazón. Llega un momento en que tú sabes que el sistema es duro, pero tienes que dar la cara. Porque el país debe conocer la verdad, porque no soy yo, no eres tú ni tú, son las futuras generaciones. No quiero que mis hijos hereden un país donde un magistrado o un presidente agarren un teléfono y digan ‘metan a tal persona presa’. Porque hoy yo me puedo salvar, puedo estar bien con el gobierno, pero mañana tocan a tu familia. No seré perfecta cien por ciento, porque como ser humano yo tengo mis errores y no soy monedita de oro. Yo estoy tratando y quiero hacer lo correcto en este caso. 

¿EN QUÉ NO LE CUMPLIERON? 

Bueno, no es que no me cumplieron, porque de que me ofrecieron puestos, me ofrecieron puestos. 

¿QUÉ PUESTO? 

Que fuera fiscal en el Ministerio Público, en la Fiscalía Ambiental, me decían que yo iba a hacer un gran papel porque Lucía Chandeck no tenía el título de Derecho Ambiental y que a ella la tenían para otras posiciones. Yo dije no porque como abogada no estoy mal. Pienso, me voy al gobierno 3 o 4 años y pierdo a los clientes que me han apoyado durante muchos años. 

HABLEMOS DE LA RELACIÓN ANTINORI-ALMENGOR, ¿CÓMO INICIA? 

Yo los presenté en octubre de 2009, si no recuerdo mal. Después llevé a Almengor a la casa de Antinori. Se cayeron bien. A los pocos meses en 2010 se formó PAMAGO. 

¿CÓMO LLEGA ANTINORI CON EL PRESIDENTE RICARDO MARTINELLI? 

A través de José Abel Almengor, Italo conoce al presidente. 

¿DÓNDE SE REALIZARON LAS PRIMERAS REUNIONES Y QUIENES ASISTÍAN? 

En la Presidencia, en el edificio de Relaciones Públicas, en la oficina de Alfredo Prieto. Asistimos Antinori, Almengor, Prieto y yo. El que más hablaba era Antinori. Señalaba las políticas que Almengor tenía que llevarle al Presidente. Incluso en una de esas reuniones habló muy mal de José Raúl Mulino. Decía que era un traidor, que José Abel le dijera al presidente que ya había traicionado a Endara En las reuniones de la Presidencia Antinori desarrolló la estrategia, la ruta Antinori que ustedes publicaron. Luego la llevó al resto del grupo en las reuniones de El Jade. 

¿CUÁNTAS REUNIONES FUERON? 

Unas 4 en la presidencia y 3 en el restaurante El Jade. 

¿QUIÉN LLEVÓ LA IDEA DE SACAR A ANA MATILDE GÓMEZ? 

Yo creo que se juntaron varias cosas. Si se ponen a ver, los presidentes en Panamá siempre prefieren tener un procurador que hayan nombrado ellos. Sin terna ni consulta ni nada. Con todos los presidentes que heredaron procurador hubo algún problema. Es algo estructural del sistema. Pero algo importante es que José Abel ya tenía rencillas con Ana Matilde. 

¿RENCILLAS?, ¿POR QUÉ?, ANA MATILDE NOMBRÓ A ALMENGOR… 

Por casos… eso deberían preguntárselo a Ana Matilde. José Abel estaba muy resentido con Ana Matilde. Mi impresión es que se trató de algo personal que Almengor convirtió en algo político, sin darse cuenta que ponía en peligro el sistema democrático de este país. Antinori era el que le daba el contenido legal a las intenciones de Almengor. 

¿ALMENGOR DECÍA TENER EL APOYO DEL PODER EJECUTIVO? 

Eso no te lo puedo negar, decía que se comunicaba directamente, que enviaba chat al presidente mientras estaba con nosotros. También se describía como el niño ungido y preferido de Martinelli. 

¿ASÍ SE AUTODENOMINABA? 

Sí, decía que era el ungido y el niño bonito de Martinelli. Por eso fue incorrecto que un magistrado de la Corte Suprema de Justicia haya ido a reuniones tanto a nivel de Presidencia como a nivel del restaurante El Jade a planear estrategias con Italo Antinori. Eso es incorrecto, es indebido y se presta a confusiones. 

USTED TAMBIÉN PARTICIPÓ DE LA CONSPIRACIÓN… ¿POR QUÉ, CUÁLES ERAN SUS MOTIVACIONES? 

La verdad es que yo creo en la inocencia de Arquimedes Sáez. Quizás esté equivocada, pero será la justicia quien tiene la última palabra y mi posición fue que allí no había delito. Yo no tolero la interceptación de llamadas. Respeto profundamente el derecho a la intimidad. 

DADAS LAS CIRCUNSTANCIAS, ALMENGOR Y ANTINORI PODRÍAN DECIR QUE SU RESPETO POR LA INTIMIDAD ES, CUANDO MENOS, AMBIGUO… 

No. Esto lo hago por el bien del país. Aquí hay un bien superior que priva sobre un bien privado. Para mí hubiera sido muy fácil aceptar un cargo público, que me paguen 4 mil o 5 mil dólares. Pero por mi conciencia, mi tranquilidad, el futuro de mis hijos y por todos los panameños, esto tiene que cambiar. Hoy me persiguen a mí, pero mañana puedes ser tú o cualquiera. 

¿PUEDEN CONSIDERARSE DELITO LAS ACCIONES DE PAMAGO? 

Yo creo que de parte de Almengor y de Italo sí lo hubo. El resto de los abogados privados fuimos convocados y en realidad no hicimos más que escuchar a Italo. Las estrategias, los objetivos, los hizo Antinori. Los escritos también y las reuniones las planificó él. La idea de sacar a Ana Matilde la vendió José Abel. 

¿ALMENGOR FUE A LAS REUNIONES EN EL JADE? 

Sí, incluso a una de ellas llegó con su esposa. 

PORQUE CARLOS ALBERTO DE LEÓN Y RONIEL ORTIZ LO NIEGAN… 

Sí que fue. De León es amigo de José Abel, por eso lo niega; Roniel tendrá sus razones. Ellos son hombres. Ya estoy viendo que en este gobierno están acostumbrados los hombres a meterse con las mujeres. Si Ana Matilde hubiera sido hombre esto se acaba con dos puñetazos en la calle. Almengor estaba muy resentido de manera personal con Ana Matilde. 

¿CUÁL ES SU VISIÓN DE LA JUSTICIA PANAMEÑA? 

Miren… yo creo en la justicia panameña. Trabajé como juez suplente, hice muchísimas suplencias en varios juzgados de Circuito y puedo decir que hay muchos jueces independientes. El problema está en la Corte Suprema de Justicia. Quieren intervenir o cuestionar decisiones independientes de los jueces de Circuito, de los jueces municipales, que se sienten investigados, cuestionados, perseguidos. Veo con mucha preocupación que la separación de poderes y la independencia judicial están poniéndose en peligro. Y la responsabilidad es de la propia Corte. No de los jueces que están abajo porque en la práctica, en lo penal, la mayoría fallan en el mismo acto de audiencia. No hay tiempo de hacer lobby o antesala. Esa es la diferencia de lo que tú ves en la Corte. 

EN LOS ENCUENTROS DE PAMAGO… ¿QUE DECÍA ALMENGOR SOBRE LA CORTE? 

Una vez que el caso de Ana Matilde llegó a la Corte, Almengor señalaba que tenía los votos asegurados. Pero también es cierto que hubo salvamento de votos. Me pongo la mano en el corazón y estoy segura que el magistrado Wilfredo Saenz estaba ajeno a esta conspiración. Si él falló, falló en estricto derecho. Almengor decía que Aníbal Salas estaba buscando por cualquier medio quedar bien con el presidente Ricardo Martinelli. Decía que ‘se arrastraba por el piso’ con tal de que lo reeligieran. Tengo entendido que Alejandro Moncada tuvo muchas diferencias con Italo Antinori. A tal punto de que Italo cuestionó su nombramiento como magistrado. No puedo decirte de los demás. 

EN LOS MAILS ANTINORI DECÍA EN FORMA RECURRENTE QUE ERA MUY IMPORTANTE QUE LA CORTE SE PRONUNCIARA RÁPIDAMENTE. ¿POR QUÉ? 

No querían darle tiempo a Gómez. Señalaba que a la procuradora había que sacarla ya, porque no se podía permitir que ella agarrara más fuerza política. Creían que era una buena candidata para 2014. Según Almengor, él tenía el visto bueno del Ejecutivo. Italo tenía que hacer la presión para poner el tema en orden del día, que saliera a colación y así ellos podían sacar de una vez a la procuradora. No sé a nivel interno qué pasó en el pleno. Imagínense que Italo no era magistrado, nada, todavía no era vocero para la reforma de la Constitución. Era un particular sin poder. Yo me preguntaba, ¿que pasará cuando llegue a la Sala Quinta? 

¿SALA QUINTA? ¿ANTINORI QUERÍA IR A LA CORTE? 

Él decía que ese era un compromiso que José Abel le tenía pendiente. Por eso yo tuve que denunciar este caso de la procuradora, porque él siempre lo dijo: ‘José Abel me debe la Sala Quinta’. Y te estoy hablando de cosas del año pasado, cuando no había salido todavía el fallo de Alejandro Moncada. Y ya se hablaba que la Sala Quinta iba a ser creada y que Antinori sería el magistrado. También decían que iban a crear un Tribunal Constitucional y ya ellos se estaban rifando los puestos. 

¿CUÁNDO FUE QUE SE HABLÓ DE LA SALA QUINTA? 

Eso fue después que separaron a Ana Matilde, entre febrero y marzo de 2010. 

¿QUÉ OTROS NOMBRES MENCIONABAN? 

Ellos decían que al Tribunal iban las personas más allegadas a José Abel, porque José Abel decía tener el control del Ministerio Público. Cuando pusieron a Bonissi, ellos lo decían, ‘ya lo logramos’. El paso siguiente era el control del Órgano Judicial. 

PAMAGO SE REUNIÓ EL MISMO DÍA QUE LA CORTE SEPARÓ A ANA MATILDE, ¿CÓMO FUE ESA REUNION? 

Fue celebración. Con vino y vodka. Y allí mismo empezaron a barajarse los puestos. Sobre todo hablaban de la Fiscalía Auxiliar. Señalaban que sería muy evidente si sacaban a todos los fiscales. Así que planearon trasladar hacia el interior a los fiscales leales a Ana Matilde para que se cansaran y renunciaran. Ese fue el consejo de Antinori para que la ciudadanía no viera que había un peligro en la institucionalidad del Ministerio Público. Querían que se fuera Edwin Guardia y Luis Martínez. Guardia se fue. A Martínez lo trasladaron a Chiriquí. Pero se quejaban porque parece que a Martínez le gusto la vida allí y se quedó… Gómez no había sido ni condenada y ya se repartían los puestos, asistentes, fiscales, todo… 

¿Y QUÉ DIJERON DE LA DESIGNACIÓN DE BONISSI? 

Estaban fúricos. José Abel estaba fúrico porque quería a uno de sus amigos en ese puesto. José Abel Almengor siempre estuvo descontento. Decía que Bonissi le podía cumplir a medias, pero no totalmente en lo que él necesitaba. Bonissi se quejaba siempre de que no lo ratificaban. Para mí fue una movida que Italo le aconsejó a José Abel. Él no hace nada que Italo no le aconseje, ve por los ojos de Italo. Una vez Bonissi me dijo ‘bueno, yo le tengo que jugar a José Abel’ y al final lo terminaron traicionando. No te olvides que Bonissi salió luego de un escándalo de la Fiscalía de Drogas. 

¿NO TEME REPRESALIAS? 

Es que a mí ya me inventaron un proceso de drogas. Por suerte me decretaron la nulidad de lo actuado. Pero la verdad, yo tengo miedo. Ellos van a negar, van a mandar personas que me desprestigien en mi vida íntima, mi vida privada. Son poco hombres, porque una vez mi papá le dijo, ‘Italo tú que te ufanas de ser el primer Defensor del Pueblo, aprende a meterte con los hombres y comienza a respetar a las mujeres, mi hija te va a desenmascarar’. A mí me investigaron todo, me mandaron a la UAFF a investigar mis cuentas, no encontraron nada. Pero ahora me van a inventar testigos, porque ese el procedimiento de José Abel. 

¿CÓMO? 

Te comienzan a poner testigos protegidos, que alguien te vio… eso viene… pero en estos momentos mi conciencia está tranquila porque sé que estoy haciendo lo correcto porque la ciudadanía tiene que saber cómo se maneja el sistema de justicia en Panamá. Ni en la época de los militares vi tanta interferencia como está habiendo ahora. 

APOYO 

‘Italo tiene una personalidad muy fuerte, cuando él quiere algo se le cumple y si tú no le cumples, él utiliza las armas que tenga que utilizar en contra ’ 

‘Almengor decía que enviaba chats al presidente mientras estaba en la reunión de PAMAGO. También se describía como el niño ungido y preferido de Martinelli’. 

‘Bonissi me dijo, imagínate que Caraballo me metió un carro preñado de droga.., pero José Abel me dice, bueno, los gringos lo quieren ’ 

VIDA PROFESIONAL 

Zulay Rodríguez Lu es Licenciada en Derecho y Ciencias Políticas por la Universidad Santa María La Antigua. 

Fue oficial Mayor del Segundo Tribunal Superior de Justicia, Asistente de Magistrado 

Juez de Circuito de lo Penal del Primer Circuito Judicial de Panamá, encargada, aproximadamente por 15 años. 

Profesora de Licenciatura y de Maestría en la Universidad de Panamá, Facultad de Derecho y Ciencias Políticas. 

PLAN PAMAGO 

PAMAGO (Perseguidos por Ana Matilde Gómez) se creó para lograr la separación de Ana Matilde Gómez, integrado por 10 abogados. 

José Abel Almengor, Italo Antinori y Zulay Rodríguez se reunieron en la Presidencia para planear las estrategias y lograr la salida de Gómez. 

Las estrategias del plan incluían ataques contra los defensores de la ex procuradora, como Ruben Elías Rodríguez, Juan Carlos Tapia y Miguel Antonio Bernal. 

Una vez el pleno de la Corte aprobó la separación de Gómez, el grupo se disolvió, no sin antes celebrar el éxito de su misión. 

 

NEIR CARRASCO/ GUIDO BILBAO

periodistas@laestrella.com.pa

Leave a Reply

Copyright Zulay Rodríguez Lu